lunes, 27 de abril de 2009

¿Qué ocurre con Gai Assulin?


Nadie en el filial azulgrana posee su talento. Algunos técnicos incluso vaticinan con la boca pequeña que es lo más parecido a Messi que hay en la Masia. Pero Luis Enrique no le da bola. Lastrado por las lesiones gran parte de la temporada, incluso ahora que lleva semanas entrenando con normalidad sólo cuenta como revulsivo. Y muchos en el club ya se temen lo peor: la salida de otro talento como ocurriera el pasado verano con Iago Falqué.

La historia viene de lejos. Concretamente desde la pretemporada del primer equipo cuando el internacional israelí se cayó de la lista de Guardiola. Assulin no encajó bien la decisión del míster y llegó tarde al B. "Todos tienen los mismos días de vacaciones y Gai y Emilio no están. Tal vez el club sepa por qué", aseguro entonces Luis Enrique. Aún sin la nacionalidad española, Pep prefirió probar entonces con futbolistas como Pedro, con los que sabía que podría contar de inmediato.

Desde entonces varias lesiones, apariciones fugaces con el filial y algún entreno con el primer equipo. Luis Enrique prefiere por ahora a extremos como Pedro o Jeffren, más hechos para una categoría como la Segunda B, aunque con menos potencial. Y Assulin sufre: sin la confianza del técnico y viendo muy lejos la posibilidad de llegar al primer equipo.

Desde luego cualidades no le faltan: posee un arranque demoledor y un instinto increíble para el regate. Cuando agarra el balón gambetea al más puro estilo Messi. Al igual que Leo parece más rápido con el balón que sin él. También cuenta con un gran parecido físico: apenas gesticula, parece poca cosa pero tiene un tren inferior poderosísimo. No hay quien lo tire cuando se acerca al área. En Inglaterra varios clubes sueñan con él y, mientras, en Barcelona se lo pierden.