martes, 3 de marzo de 2009

Las verdades de Figo

Se ganó a la afición azulgrana desde el principio. Primero desde la estética con sus eternas bicicletas. Con su sempiterno gambeteo. Y más tarde desde el corazón con enérgicas demostraciones de compromiso. Pero su tormentoso fichaje al Madrid fue un doloroso sobresalto para el Barcelona. Un trauma más para la quebradiza moral culé y el primer tanto de Florentino. Su regreso al Camp Nou sirvió para exorcizar fantasmas y agitar un público desencajado por el rencor. Nueve años más tarde, el portugués sigue señalado al Barcelona cómo el gran culpable de su marcha. Lo explica en una interesantísima entrevista en El País que firma Luis Martín. "No mentí cuando dije que me quedaba en el Barcelona. Nuñez lo sabía desde el principio. Me quería quedar. Asumo mi responsabilidad. Es normal que, si me voy del Barça, la gente me odie. Yo asumo mi culpa y mi responsabilidad. Fue una respuesta a la forma en que estaban jugando conmigo. Mi único error en aquellos días fue una entrevista en la que dije que no me iba".

Figo también critica a Florentino, a quien acusa de entrometerse en el trabajo de los técnicos: "Florentino cree que sabe de todo y por eso comete muchos errores. Está acostumbrado a que la gente de su alrededor no le diga lo que no le gusta oír. Por eso se enfadó conmigo. Porque a mí me da igual Florentino que don Pepito. Cuando le tuve que decir algo, se lo dije. Cuando empezó a meterse en temas técnicos, dejé de jugar".

Sobre Raúl se muestra tajante: "Es impresionante, un ganador. Me ayudó mucho a integrarme en el Madrid. Raúl se lleva todos los palos porque es de casa, pero lo supera por su fuerza".